Navegar bajo el mismo pabellón

…El corsario es el particular que en virtud de contrato (carta de marca o patente de corso) estipulado con el estado bajo cuyo pabellón navega, persigue, captura, o visita barcos mercantes de países enemigos, quedándose con las presas capturadas o parte de ellas, y sujetándose a reglas previstas por la legislación (por ejemplo el Libro del Consulado del mar o el código de las Partidas en el caso de los dos grandes estados hispánicos medievales).

Las patentes de corso autorizaban a perseguir a los piratas y las embarcaciones enemigas en tiempo de guerra, colocaban al navío corsario prácticamente en la condición de un buque de guerra y permitían a sus propietarios quedarse con las presas que capturasen. A partir del siglo XVIII dejaron de concederse sin considerar la nacionalidad de sus beneficiarios y pasaron a estar reservadas únicamente a los súbditos de la nación beligerante. En la práctica, sin embargo, es difícil determinar dónde empieza la piratería y dónde termina el corso, que degenera fácilmente en aquélla; el mismo individuo es considerado a veces corsario por sus compatriotas y pirata por los enemigos…

Después de este fragmento de Historia Naval, tengo el placer de informar que ya tenemos “pabellón”, y de forma oficial nuestra flota navegara bajo este “pabellón”, que nos identificara en todos los mares conocidos y servirá de futuro nexo de unión ante los futuros “abordajes” en alta mar a todos los navegantes que no dispongan de pabellón o patente de corso.

 

Equipo Apeská, Agosto 2008.

~ por Apeská en 26 agosto, 2008.

6 comentarios to “Navegar bajo el mismo pabellón”

  1. Gracias por ilustrarnos una vez más y rememorar algo de nuestra historia.

    Entonces, ¿está ya en funcionamiento de forma oficial la asociación de pesca APESKÁ?

    Un abrazo
    Caballa

  2. Casi .. es otro paso más…
    Saludos

  3. muy bueno me encanta

  4. al abordajeeee….

  5. Ostras!! Esto se pone serio.
    Visto lo escrito, cuando veamos otro kayak sin “pabellón” y que presenta proa hacia nuestra posición, habrá que tener preparados los artilugios disuasorios ¿no? ja, ja, ja.
    Y yo que pensaba, que la pesquera del día podía repartirla o no entre los demás compañeros kayakeros participantes; a partir de ahora el que se me acerque a ver mis capturas, le puedo sorprender con una andanada de plomos y señuelos a la línea de flotación ¿no?…ja, ja, ja.
    Ahora en serio, me ha gustado mucho que hayáis hecho un recordatorio del siglo XVII-XVIII, es un pasado de nuestra historia y tiene su encanto…claro está! leído desde nuestro ordenador y refrescado en nuestras mentes.
    Un saludo y nos vemos en la mar; Sir Owen’s.

  6. Por cierto, donde se pueden adquirir las pegatinas con el logo de la asociacion???

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: